El Tiempo en Muñiz


Cuatro claves sobre la situación de Brasil


Jueves, 18 de Mayo de 2017

Ayer por la noche el diario O’ Globo de Brasil publicó un artículo sobre una grabación en la que el presidente brasileño, Michel Temer (PMDB), aparece aprobando el pago de coimas para mantener el silencio del ex presidente de la Cámara de Diputados, Eduardo Cunha (PMDB), hoy preso por crímenes vinculados con el caso Lava Jato. A continuación, cuatro claves para entender esta situación y qué puede pasar, en base a publicaciones del sitio de fact-checking de Brasil Agencia Lupa.

1) ¿Qué pasó?

De acuerdo con la publicación de O’ Globo, los empresarios Joesley y Wesley Batista son quienes presentaron el audio ante el juez Edson Fachin, del Supremo Tribunal Federal (STF). Se trata de los dueños de la compañía JBS, que posee entre otras firmas a la alimenticia Swift. Joesley está siendo acusado de corrupción y la grabación formaría parte de un acuerdo con la Justicia en el marco de la llamada ley de delación premiada, que reduce las penas a quienes incriminen a otros participantes de un delito.

En el diálogo de Temer con Joesley Batista, este último le menciona estar destinando un pago mensual al ex diputado Cunha y a Lúcio Funaro, operador del mercado ilegal de divisas (doleiro), para evitar que hablen ante la Justicia. Ambos se encuentran presos por escándalos de corrupción. “Tenés que mantener eso, ¿viste?”, contesta Temer.

El periodista de O’ Globo Lauro Jardim señaló además que en el diálogo se menciona al diputado Rodrigo Rocha Loures (PMDB-PR) como el encargado de resolver “un asunto de la J&F (holding controlante de la JBS)”. También, que Rocha Loures fue filmado poco después recibiendo una maleta con R$ 500 mil supuestamente enviados por Joesley.

2) ¿Quién es Rodrigo Rocha Loures?

La Agencia Lupa señaló que Rocha Loures, quien hoy por la mañana fue apartado de la Cámara de Diputados por orden del tribunal, tiene una estrecha relación con el presidente Temer. En septiembre de 2016 fue nombrado como asesor especial del Gabinete Personal de la Presidencia para trabajar con Temer, algo que ya había hecho como jefe de los asesores parlamentarios dentro de la Vicepresidencia de la República.

El propio mandatario brasileño había destacado el trabajo de Rocha Loures en 2014, al grabar un video elogiándolo. “Él (Loures) llegó a mi gabinete y me ha ayudado enormemente”, destacó entonces. Ese año, Rocha Loures hizo campaña para asumir como diputado, para la que recibió un aporte de R$ 206 mil por parte del entonces vicepresidente Temer.

3) ¿Cuál fue la respuesta oficial?

Pasadas las 21:30 horas de la noche en Brasil, el sitio oficial de la Presidencia publicó un comunicado con respecto a las acusaciones, negando el hecho. “El presidente Michel Temer jamás solicitó obtener el silencio del ex diputado Eduardo Cunha. No participó ni autorizó ningún movimiento con el objetivo de evitar su delación o colaboración con la Justicia”, señalaron.

El texto reconoce que hubo “un encuentro con el empresario Joesley Batista [que] ocurrió a principios de marzo en el Palacio de Jaburu”, aunque añade que “no hubo conversaciones que comprometiesen la conducta del Presidente de la República”.

Pese a esto, la Agencia Lupa chequeó la agenda oficial del presidente brasileño, disponible para consultas diarias en el sitio del Palácio do Planalto y “constató que Temer no registró ningún encuentro con el empresario Joesley Batista”.

4) ¿Qué puede pasar?

La situación a futuro es incierta y cambiante. Una posibilidad es que se inicie un proceso de impeachment similar al que enfrentó y por el que fue destituida la ex presidenta Dilma Rousseff (PT). Es el equivalente a lo que en la Argentina sería un juicio político. Partidos opositores ya presentaron pedidos para avanzar en este sentido, aunque deben ser aceptados por el presidente de la Cámara de Diputados, Rodrigo Maia (DEM-RJ), cercano a Temer.

Otra vía puede ser el inicio de procesos penales contra Temer, ya sea ante el Supremo Tribunal Federal o ante el Tribunal Superior Electoral (TSE). Por último, en una conferencia de prensa que tuvo lugar hoy, el Presidente brasileño sostuvo que no renuncia a su cargo y aseguró no haber comprado “el silencio de nadie”.

Números Anteriores