Interés General - Coronavirus

Gollan: hay una "ralentización" de casos en el AMBA pero un aumento "constante" en el interior

Lunes, 5 de Octubre de 2020

El ministro de salud bonaerense aseguró que pese al descenso "la meseta es alta" en el AMBA.

El ministro de Salud confirmó que la cantidad de casos del área metropolitana empieza a bajar y alcanza las cifras de comienzos de julio pero que en el resto de la provincia se da la situación inversa y ekl crecimiento es gradual.

El ministro de Salud bonaerense, Daniel Gollan, reiteró hoy que se registra una "ralentización" de casos de coronavirus en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), pero afirmó que en el interior provincial los contagios aumentan de forma "progresiva y constante".

"Hay una ralentización en la zona AMBA. La cantidad de casos empieza a bajar y estamos en los contagios que teníamos a mediados de julio", explicó Gollan al encabezar una conferencia de prensa en La Plata en donde brindó detalles de la situación epidemiológica en el marco de la pandemia de Covid-19.

El ministro destacó que en la ciudad de Buenos Aires hay actualmente cada 100 mil habitantes un total de 4.215 casos, mientras que en el AMBA bonaerense se registran 2.849 (en el primer cordón del Gran Buenos Aires 3.090 casos; en el segundo, 2.806 y en el tercero, 2.333).

En ese sentido, graficó que entre el 24 y el 30 de agosto últimos hubo en la provincia unos 34 mil casos y 35 mil en el AMBA, mientras que la semana pasada fueron 29 mil en todo el territorio bonaerense y 21 mil en el área metropolitana.

Subrayó que pese al descenso progresivo "la meseta es alta" y advirtió que no se pueden relajar los cuidados porque "se dispararían los casos".

Además, remarcó que en el interior provincial "empezaron a incrementarse la cantidad de casos de forma progresiva y constante" y contó que mientras en julio se detectaban unos 490 casos diarios, hoy son 1.281 que representan "el 29% de los contagios totales de esta semana".

En ese contexto, pidió "encarecidamente" a los intendentes que "cuando se les disparen los casos tomen las medidas que tengan que tomar para bajar los contagios porque cuando se instala la circulación comunitaria masiva, se corre de atrás a la enfermedad".

Sostuvo que "hay que hacer prevención para que la gente no se enferme masivamente" y recalcó que "la provincia va a ayudarlos permanentemente con todas las camas que podamos abrir en las regiones, brindando insumos y respiradores para que a nadie le falte nada o haciendo derivaciones en vuelos sanitarios si es necesario".

"Vamos a cuidar la vida siempre, aún de los que hacen campaña en contra de las medidas de precaución y son anticuarentena porque la prioridad del Gobierno va a ser salvar las vidas que se puedan salvar y cuidar a la población", expresó.

Por otro lado, el funcionario expuso que la mortalidad cada millón de habitantes en el AMBA asciende a 894, a 348 en el interior, a 1.235 en CABA y a 766 en toda la provincia y celebró que a partir del nuevo sistema de carga da datos se resolvieron los atrasos que se registraban en el territorio.

"Tenemos los datos al día. Alguna prensa lo transformó en un dato negativo, pero es un dato extraordinario a nivel mundial. A todas las provincias les va a pasar que tendrán que ir mostrando sus datos, tendrán que apurar a sus efectores para que carguen", aseveró y manifestó que ello "no es responsabilidad de los ministros de las provincias ni de la Ciudad".

Luego dijo que de las 6.278 camas de terapia que hay en la provincia de Buenos Aires, 50,6% están ocupadas (en el AMBA son 3.017 y hay en uso un 59,7%, mientras que en el interior hay 1.227 camas y están ocupadas el 44,91%).

Además, el ministro contó que un total de 135 trabajadores de la salud fallecieron en la provincia de Buenos Aires y añadió que el nivel de contagios es del 5,4% en el AMBA y del 7% en el interior; recordó que la inversión que lleva hecha la provincia es de 22.416.697.500 pesos; y destacó que se incorporó a la planta permanente del Ministerio de Salud a 1.137 residentes.