Salud - Nacionales

El aislamiento temprano y la apertura gradual que aplicó Argentina fueron efectivos para afrontar la pandemia

Domingo, 4 de Octubre de 2020

La decisión tuvo mejores resultados que las de países como Reino Unido, Italia, España y Francia, que permitieron una mayor apertura y movilidad de la población en los últimos meses.

La política de aislamiento temprano y apertura gradual de la economía que aplicó el Gobierno para mitigar los efectos de la pandemia de coronavirus, tuvo mejores resultados que las de países como Reino Unido, Italia, España y Francia, que permitieron una mayor apertura y movilidad de la población en los últimos meses.

"Las estadísticas mundiales desmienten claramente que mayor apertura de actividades económicas y movilidad de la población aseguren mejores resultados económicos que aquellos países que, como Argentina, decidieron un aislamiento temprano y abrir actividades en forma gradual", precisaron a Télam los economistas Alejandro Robba y Esteban Nicolau, de la Universidad Nacional de Moreno.

Además, subrayaron que "por el lado de Argentina la situación es aún más grave en términos económicos, ya que la crisis por el coronavirus agudiza la recesión que experimenta el país desde 2018, algo que no le sucedió a ninguno de los otros países que, por el contrario, habían crecido durante 2018 y 2019".

De acuerdo con las cifras oficiales publicadas por los gobiernos de cada uno de los países, en el segundo trimestre el Producto Bruto Interno (PBI) de Argentina cayó 19,1% interanual, pero el de Reino Unido lo hizo en un 21,7%; el de Italia en un 17,7%; el de España en un 22,1% y el de Francia en un 19%.

Adultos mayores y detección: la diferencia en el número de fallecidos

Investigadores coincidieron en que la población de adultos mayores y la forma de detectar el coronavirus marcó la diferencia respecto del menor número de fallecidos por millón de habitantes que registra Argentina respecto de Reino Unido, Italia, España y Francia.

"Se estima que España e Italia detectaron 1 de cada 30 infectados reales en la primera ola, mientras que nosotros lo hicimos en uno de cada 8 o 10 infectados reales", remarcó  el doctor en Ciencias Químicas e investigador de Conicet, Rodrigo Quiroga.

El sitio web worldometers.info/coronavirus/#countries, donde se actualizan los casos y fallecidos por coronavirus y establece un ranking mundial, indica que la Argentina cuenta con 455 fallecidos cada millón de habitantes.

En cambio, España registra 686 muertos por millón; Reino Unido 622; Italia 595 y Francia 492; todos por encima de Argentina.

La crisis por el coronavirus agudiza la recesión que experimenta el país desde 2018

La investigadora de la Facultad Regional Concepción del Uruguay de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN), Soledad Retamar, coincidió en que una mayor cantidad de población de edad avanzada en los países europeos influyó en engrosar la lista de muertos debido a que, recordó, "es un factor de riesgo ante el coronavirus".

Tras reflexionar sobre la forma en la cual evolucionó la pandemia en los países europeos, Retamar aseguró que "los contagios se dieron en un período muy breve de tiempo y eso acarreó la rápida saturación de los sistemas de salud y que muchos murieran".

Al respecto, Robba y Nicolau indicaron que estos cuatro países cuentan "con sistemas de salud de alta calidad, grandes presupuestos públicos que sustentan sus estados de bienestar", y precisaron que "expandieron fuertemente la asistencia fiscal y monetaria para compensar la crisis".

Sin embargo, señalaron que "la pandemia los sorprendió y las consecuencias sobre la salud y la vida de la población fueron muy negativas".

"Tal es así, que existieron semanas donde estos países vieron colapsados sus sistemas de salud, públicos y privados, y hasta algunos se vieron en la disyuntiva de tener que elegir a que pacientes darles una cama en terapia intensiva, con sus respectivos respiradores, y a quienes no", afirmaron los economistas.

 

Por su lado, el director del Centro de Economía Política Argentina (CEPA), Hernán Letcher, explicó que "las caídas económicas se producen en países que tuvieron distinto abordaje de la pandemia en términos de salud, pero también diferente nivel de desarrollo".

"Esto es así porque la pandemia tiene un efecto generalizado que da en la línea de flotación del capitalismo: consumís de manera conservadora", indicó Letcher.

Remarcó que "como la gente vive con cierto grado de incertidumbre generalizada por el virus, y como no sabe si el mes que viene va a tener trabajo, o le van a recortar el salario, trata de cuidar el ingreso".

"Esto, que pasa en todo el mundo, es una bomba neutrónica en la actividad económica que es básicamente consumo", afirmó el director del CEPA, quien remarcó que en Argentina "evidentemente las políticas implementadas permitieron que el impacto no fuera mayor".

En tanto, Quiroga reafirmó que la dinámica de la pandemia de esos países y Argentina "fue completamente diferente", debido a que los argentinos "controlamos muy rápidamente la circulación del virus al principio y bajó a 0 en casi todas las provincias, menos en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA)".

"Pero después fue creciendo lenta y paulatinamente el número de casos", dijo.

Coronavirus en Argentina

Según el sitio worldometers, Argentina cuenta con 17.211 casos por millón de habitantes. Por su lado, España registra 17.340 casos por millón; Francia 9.028; Reino Unido 6.872 e Italia 5.293.

Respecto de las posibles causas de los altos índices de casos locales registrados, Retamar señaló: "Tenemos mucha más movilidad y menos restricciones en el momento de mayor circulación del virus".

"En Europa llegaron a valores muy altos en poco tiempo y cerraron de verdad cuando tuvieron una mayor circulación del virus; acá, nos aislamos cuando teníamos pocos casos, que nos permitió mejorar nuestros sistema de salud y formación médica, pero ahora, con el virus circulando, tenemos cada vez más aperturas", aseguró.