jueves 20 de junio de 2024 - Edición Nº429

Economía | 12 sep 2023

CEPA

Con el nuevo piso, sólo pagará Ganancias el 0,9% de los trabajadores

Hasta ahora, una remuneración bruta mensual de 800 mil pesos percibía un ingreso neto de $550.308. El nuevo piso implicará un ingreso neto de $667.999, una mejora de $ 117.690 en el salario de bolsillo o un incremento del 21,4%.


El Centro de Economía Política Argentina (CEPA) destacó que, a partir de la suba del piso de Ganancias anunciada este lunes por el ministro Sergio Massa, solamente el 0,9% de los trabajadores pagarán el tributo

El ministro de Economía y candidato presidencial por Unión por la Patria (UxP) reveló esta tarde la decisión de elevar el mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias (IIGG) hasta los $ 1.770.000 mensuales a partir del 1 de octubre. 

El CEPA resaltó que con esta iniciativa sólo serán alcanzados por el tributo 90.000 contribuyentes, frente a los 922.000 que iban a hacerlo de no mediar modificaciones. 

Massa también anunció que enviará al Congreso un proyecto de ley para que el nuevo piso de Ganancias se ajuste de manera semestral, en conformidad con la evolución del Salario Mínimo Vital y Móvil (SMVM), de manera que el cambio quede institucionalizado y se mantenga constante el porcentaje de trabajadores que pagan el gravamen.

 

 

El proyecto que presentó el ministro de Economía plantea que el IIGG cambie de nomenclatura por la de impuesto a los "Mayores Ingresos" y que solo lo pagarán los trabajos de CEOs, gerencias, subgerencias y puestos calificados, así como jubilaciones y pensiones de privilegio

De acuerdo al informe, en 2022 la participación de las personas humanas en el IIGG fue del 32,3% mientras que el 67,7% correspondió a Sociedades.

Según estimaciones del centro de estudios, por otro lado, el IIGG representa el 18,1% del total general de la recaudación nacional. 

El nuevo mínimo no imponible se ajustaría en enero y julio de cada año -según establece el proyecto de ley-, y mantiene el beneficio del 22% de zona desfavorable.

Para tomar como ejemplo: un trabajador en relación de dependencia con una remuneración bruta mensual de $ 800.000 percibía, hasta ahora, un ingreso neto mensual de $ 550.308, ya que debía afrontar la retención de cargas sociales por $ 132.001 y el pago del impuesto a las Ganancias por $ 117.690.

En cambio, con el nuevo mínimo no imponible, el mismo salario bruto implicará un ingreso neto de $ 667.999, lo que implica una mejora de $ 117.690 en el salario de bolsillo, equivalente a un incremento del 21,4%.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias