viernes 01 de marzo de 2024 - Edición Nº318

Política | 6 feb 2024

Cámara de Diputados

Ley Ómnibus: a horas del debate en particular, persisten las diferencias y anticipan que "va a ser largo"

Este martes arrancará la sesión especial en la Cámara de Diputados. Pero todavía hay disidencias en varios artículos entre el oficialismo y la oposición.


Este martes a las 14 arrancará la sesión especial para continuar con el debate en particular de la Ley Ómnibus en la Cámara de Diputados, por lo que se aceleran las conversaciones para avanzar en acuerdos y destrabar la negociación. Todavía hay varios artículos en los que se mantienen diferencias, sobre todo los referidos a facultades delegadas y privatizaciones.
 

Los legisladores anticipan que el trámite "va a ser largo" y "puede extenderse tranquilamente al miércoles y al jueves también", al anticipar que se tratará de un extenso debate que demandaría otras tres jornadas de discusión, como las que se necesitaron para sancionar la ley en general.

La intención es iniciar la sesión el martes a las 14 y pasar a otro cuarto intermedio a la medianoche, y retomar el miércoles para repetir esa estrategia, aunque no descartan seguir otro día más si no agotan las instancias de acuerdos. Fuentes parlamentarias afirmaron que había consenso entre el oficialismo y los bloques de la oposición dialoguista en que la votación se hiciera por capítulos y no por artículos, aunque autoridades del oficialismo se mostraron más prudentes con esa opción.

La Cámara de Diputados aprobó el viernes en general, por 144 a 109 votos, el dictamen de mayoría con los cambios acordados entre la Libertad Avanza (LLA), la UCR, PRO, Hacemos e Innovación, pero debió pasar a cuarto intermedio para poder consensuar las discrepancias sobre algunos puntos de esa norma.


La iniciativa cosechó el apoyo de 38 diputados de LLA, 32 de la UCR, 37 del PRO, 18 de Hacemos Coalición Federal, 9 de Innovación Federal, uno de Creo; uno de Avanza La Libertad, dos de Producción y Trabajo, dos de Buenos Libre, tres de Independencia y uno de Unión Mendocina.

Sin embargo, no pudo avanzar en la discusión en particular porque los bloques dialoguistas quieren otros cambios en algunos de los artículos, por lo que serán clave los acuerdos que se puedan lograr en las conversaciones que el oficialismo mantendrá con diputados opositores que respaldaron el proyecto. Hay, sobre todo, discusiones en torno a tres puntos.
 

PESE AL APOYO

Por su parte, el bloque de Hacemos Coalición Federal que lidera Miguel Ángel Pichetto y que reúne a ex miembros del PRO, cordobeses, al socialismo y a la Coalición Cívica no pudo definir una posición frente a la sesión de mañana donde se tratarán los artículos en particular de la ley ómnibus dada la cantidad de promesas incumplidas por parte del gobierno de Javier Milei. “Milei se fue de viaje y nadie dice nada”, se quejó uno de los legisladores. Si de acá a mañana no hay respuestas, se dispondrá la libertad de acción para la votación.

Por más de dos horas el grupo coordinado por Pichetto deliberó y coincidió en que “se caerán los artículos que se tengan que caer” en la sesión de mañana ante la falta de respuestas. “El viernes había voluntad de seguir sesionando y desde el Gobierno pidieron el cuarto intermedio para negociar. A esta hora no avanzaron en nada ni contactaron a los gobernadores”, indicó fastidiado uno de los negociadores de Hacemos Coalición Federal.

Los puntos que siguen trabados son las facultades delegadas, la declaración de emergencias, el cálculo de las jubilaciones y las privatizaciones. Entienden que en esos puntos el presidente Milei no tiene garantizados los votos para la aprobación. “Están muy justos”, calcularon.

Este bloque junto con Innovación Federal son los espacios legislativos en el que los gobernadores tienen más influencia. Destacan que no hubo avances con ellos durante el fin de semana y la desconfianza crece. En la reunión de bloque llamaron a varios jefes provinciales y la respuesta fue la misma: no se avanzó en ningún tema. “Se había acordado la semana pasada que ellos postergaban el pedido de coparticipación del impuesto PAIS a cambio de que el Gobierno garantizara un flujo de recursos para las cajas de jubilaciones provinciales”, indicaron. Pero el artículo redactado por escrito no aparece. “Vamos a una sesion mañana en donde no sabemos qué tratar”.

Podrían contraatacar con un artículo que coparticipe el impuesto pais. “Los votos están”, aseguran. “No se animan a hablarle a Milei”, chicaneó uno de los diputados federales sobre el temor de los interlocutores a plantearles los cambios que propone la oposición dialoguista. La paciencia se acaba, el tiempo se agota, la sesión empieza mañana a las 14 y la definición será voto a voto.

IMPUESTO PAÍS

El artículo que genera mayores discrepancias es el reclamo de las provincias que piden la coparticipación del impuesto PAIS, que tiene una recaudación de unos 500 mil millones, una idea rechazada por el oficialismo que quiere terminar con ese gravamen a fin de año.

Los legisladores de los bloques dialoguistas podrían aceptar diferir esa discusión cuando se analice el pacto fiscal y el paquete tributario, si el Gobierno acepta reformar el articulo sobre el Fondo Garantía de Sustentabilidad para que asegure el flujo de fondos para aquellas cajas provinciales que están armonizadas con la Nación, como en el caso de Santa Fe y Córdoba, indicaron voceros parlamentarios.

De todas formas, otras de las cuestiones que se analizan por estas horas -sobre todo con los legisladores que responden a los gobernadores- son los alcances que tendría el impuesto PAIS, que se quitó del dictamen, y todos los aspectos vinculados con los reclamos de las provincias para saber si cuentan con esos legisladores para la sesión, y si eso se va a poner en consideración.

Los gobernadores siguen cuestionando la falta de acuerdos para coparticipar ese impuesto para las provincias y esperan que sea el propio ministro del Interior, Guillermo Francos, quien se vuelva a reunir con los mandatarios locales para destrabar esa cuestión.

Por su parte, los bloques dialoguistas -sobre todo los que pertenecen a las provincias- mantendrán reuniones presenciales o por Zoom para continuar analizando alternativas, aunque la última palabra la tendrá el Poder Ejecutivo.

PRIVATIZACIONES

Otro de los puntos donde aún hay discrepancias es en el paquete de las privatizaciones de las empresas del Estado, pese a que el Gobierno propuso quitar de esa lista nueve compañías. Uno de los artículos establece que la Jefatura de Gabinete de Ministros, en coordinación con el Sindicatura General de la Nación, deberá "elaborar y hacer público un informe integral sobre la empresa y/o sociedad de propiedad total o mayoritaria estatal en cuestión, que contendrá información detallada sobre sus aspectos patrimoniales, económicos, financieros, y operativos; ese informe deberá ser remitido a la Comisión Bicameral en oportunidad de su publicación".

Las empresas que no quedarán sujetas a privatización, según esa propuesta, son el Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE), Casa de Moneda, Dioxitek S.A; Fabrica Argentina de Aviones, Fabricaciones Militares, Radio de la Universidad del Litoral, Servicio de Radio y TV de la Universidad de Córdoba, Vehículo Espacial Nueva Generación y Yacimientos Mineros de Agua de Dionisio. El Gobierno mantiene la privatización parcial de Banco Nación, Nucleoeléctrica Argentina y ARSAT.

FACULTADES EXTRAORDINARIAS

Hay acuerdo en aprobar el artículo que establece la emergencia limitada a seis materias que son administrativa, económica, financiera, de seguridad, tarifaria y energética, y sobre biocombustibles y los entes referidos a la cultura.

Pero existen disidencias en algunos artículos donde se delegan facultades y donde algunos diputados piden que el Gobierno no tenga atribuciones para poder eliminar fondos fiduciarios que son importantes para las provincias, como el Fondo Fiduciario para el Desarrollo Provincial y Fiduciario Federal de Infraestructura Regional.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias